Los cigarrillos electrónicos ayudan a dejar de fumar

Los cigarrillos electrónicos ayudan a dejar de fumar

Según un estudio realizado en Estados Unidos en la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Boston los nuevos cigarrillos electrónicos ayudan eficazmente a dejar de fumar. Gracias a este instrumento semejante a un cigarrillo convencional y que funciona a pilas, las pequeñas cantidades de nicotina que desprenden han conseguido niveles de abstinencia de hasta seis meses. Por lo que se considera que son, incluso más eficaces que los chicles y los parches de nicotina que se utilizan de forma habitual.

¿Qué son los cigarrillos electrónicos?

Estos cigarrillos consisten en unos cilindros que van suministrando bajos niveles de nicotina mediante el calentamiento de un cartucho. Constan de dos piezas, por una parte la batería que es recargable y la encargada de ir transmitiendo calor al cigarro según las inhalaciones que se vayan realizando. La batería se carga cuando el cigarro se apaga y puede tener una duración de entre uno o dos días. Esta batería se puede recargar con la red eléctrica, a un puerto de USB o al mechero del coche.

La otra pieza es un cartucho donde se encuentra el vaporizador y una cápsula donde se coloca el líquido que da sabor según los gustos de los fumadores: tabaco rubio, negro, mentolado e incluso de puros. Esta cápsula tiene la caducidad de unos veinte cigarros pero se sustituye rápidamente por otra.

Resultados comprobados

El diario “American Journal of Preventive Medicine” asegura que tras una encuesta específica el 31 por ciento de los participantes había conseguido dejar de fumar a los seis meses de la primera utilización del cigarrillo electrónico. Esta encuesta concluye que este tipo de cigarrillos electrónicos está ayudando a miles de personas a dejar de fumar. Este estudio se realizó a 222 nuevos compradores de cigarrillos electrónicos. A los seis meses de esta primera encuesta el 67 por ciento de los que habían comprado el cigarrillo electrónico había conseguido dejar de fumar.

Las ventajas del cigarrillo electrónico para dejar de fumar

El cigarrillo electrónico ofrece una serie de ventajas que no ofrecen otros productos enfocados a prescindir de la nicotina; estas ventajas serían las siguientes:

No es un producto adictivo ni contiene sustancias nocivas para la salud. Algunas marcas incluyen niveles bajos de nicotina que se pueden regular para ir bajándolos gradualmente la absorción de la misma y así ayudar a prescindir de ella.

Su consumo, al no estar prohibido, se puede realizar en cualquier lugar. No produce olor, ni manchas ni quemaduras.

La utilización del cigarro electrónico, además de beneficiar la salud de quien lo utiliza, mira también por su economía ya que supone entre un 40 y un 60 por ciento de ahorro con respecto al tabaco tradicional.

Se pueden “vapear” numerosos sabores que ofrece el mercado y que se adaptan perfectamente al gusto del fumador. Existen empresas online que ofrecen atractivas ofertas especiales de kits completos y recargas como en la página web estancoelectronico.com

Desirée R.A.

Compartir en redes sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Más ideas para cuidarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *